Recomendación esporádica: “The Bang Bang Club”

Quizás a muchos el nombre les suene conocido, pero para los que no aquí va una pequeña explicación: The Bang Bang Club era un grupo de cuatro fotógrafos que retrataron el apartheid (fenómeno de segregación racial) en Sudáfrica entre 1990 y 1994. Estaba conformado por Ken Oosterbroek, Joäo Silva y los ganadores de sendos Pulitzers Kevin Carter y Greg Marinovich.

En la película seguimos al joven Greg Marinovich (Ryan Phillippe), quien es el último miembro que se une al club (sin contar una incorporación tardía que no dura más que horas en el campo) y traba amistad con el resto de los integrantes. 

Mientras que Joäo Silva (Neels Van Jaarsveld) era el más centrado del grupo, Ken Oosterbroek (Frank Rautenbach) era el genio artista que no temía meterse en medio de una balacera con tal de lograr un buen cuadro. Mención aparte se merece Kevin Carter (Taylor Kitsch) pues su llamativo carisma no se debía sólo a su única personalidad, sino también a las drogas con las que se mantenía constantemente “stoned” (consumía una mezcla de marihuana, metacualona y barbitúricos). Además también podemos ver a Greg intentando llevar adelante su relación con la editora del diario para el cual trabajan, Robin Comley (Malin Akerman), cuando va notando que el presenciar día a día la muerte en primera fila no es algo que no te deje cicatrices psicológicas.

El film fue dirigido por Steven Silver y se estrenó en el Festival internacional de cine de Toronto en 2010. Quizás no sea muy fácil de conseguir, pero vale la pena hacerlo porque no se trata de una historia más. Está basada en una historia real y nos muestra que para ser un buen fotógrafo de guerra no sólo hace falta tener clara la parte técnica, sino que son imprescindibles nervios y agallas de acero para soportar una realidad que, sin una cámara de por medio, moriría sin ser conocida por nadie. Además nos invita q reflexionar sobre los valores deben barajar los “paparazzi de guerra”, pues nunca puede evadirse la pregunta de cuánta responsabilidad pueden y deben asumir ante las atrocidades que presencian: ¿Están ahí sólo para sacar fotos y comunicar al mundo lo que ven, o deben ayudar físicamente?

Ésa fue la pregunta que se debieron hacer tanto Kevin Carter como Greg Marinovich cuando sus fotos ganadoras de premios Pulitzer dieron la vuelta al mundo. Es un interrogante que no corresponde a nosotros decidir, pues nadie que no haya estado en ese lugar detrás del lente puede saber lo que se siente.

Por ende, los invito  a ver la película y realizar sus propios juicios de valor poniéndose en la piel de estos miembros de “The Bang Bang Club” (abajo pueden ver el trailer).